icon Venezuela
Inicio   |   Administrador   |   Contacto
Última actualización: 17 abril, 2014 10:53 AM

Propondrán a Maduro instalar fábrica socialista de aviones en Táchira
Publicado el: 15 mayo, 2013 Hora:3:50 PM
Avion-Venezolano-1
Prototipo del avión de Cavenca

Revolucionando los cielos venezolanos ingenieros venezolanos propondrán al presidente Nicolás Maduro la creación de la primera fábrica de aviones ciento por ciento nacional, a propósito de la visita que realizará el mandatario este jueves al estado Táchira.

En el Pabellón Venezuela se realizará “una mega exposición”, destaca el boletín, en la cual participarán diversos empresarios, industriales, comerciantes y emprendedores del estado.

Una de las propuestas más atractivas que será presentada al Jefe de Estado, es la instalación en el estado Táchira de una fábrica para la construcción aeronaves de carácter utilitario para satisfacer la demanda existente en el transporte aéreo venezolano.

El proyecto fue diseñado por un grupo de jóvenes ingenieros aeronáuticos con el propósito de “colocar a Venezuela a la vanguardia en lo que se refiere a tecnología aeronáutica nacional”.

Explican que la iniciativa busca sacar al mercado venezolano “un medio de transporte aéreo de avanzada y bajo costo, cuyo desarrollo y producción será nacional”.

Sin embargo, Said Arafat Gómez, uno de los emprendedores de este proyecto, señala que para lograrlo esperan por la aprobación de recursos provenientes del Fondo Bicentenario Productivo Socialista.

“El Fondo viene prestando apoyo a las empresas de propiedad social, cooperativas, pequeñas y medianas industrias, con el propósito de incentivar la producción endógena”.

Al respecto acotó, “estaríamos hablando de un ahorro para el Estado significativo, porque la adquisición de este tipo de aeronaves fuera del país representa millones de dólares anuales en cuanto a repuestos y repotenciación de los sistemas. Y nosotros con una pequeña fracción de esa inversión estaríamos creando las bases de una industria nacional, con capacidad de desarrollo en base a las necesidades reales del país y no a lo que te imponga el mercado internacional”.

Arafat es egresado de la Unefa y hace un tiempo formó parte en Brasil del grupo de ingenieros pioneros en el desarrollo de aeronaves leves, construidas con materiales compuestos, sistema de aviónica digital y sistema de recuperación con paracaídas balístico.

Ahora, de vuelta al país, aspira lograr cristalizar la implantación de una industria aeronáutica, impulsada desde el gobierno bolivariano, con capacidad de diseño y fabricación de aeronaves ultralivianas, que atienda las principales necesidades en el sector agrícola, industrial, transporte de carga y/o pasajeros y entrenamiento de pilotos.

Usos del avión Bicentenario

Según explica Arafat Gómez, los proyectos de aeronaves propuestos a ser fabricados inicialmente en el país son: de entrenamiento/transporte (piloto + 3 pasajeros), de transporte de carga/correos, para usos médicos (aeroambulancia) y agrícola/tanquero.

- ¿Por qué el nombre de Bicentenario?

- Quisimos identificar al avión con ese nombre, enmarcándolo en la celebración del Bicentenario, ya que nos pareció oportuno en cuanto a la analogía de lo que significaría el grado de independencia que conseguiríamos al tener la capacidad de desarrollar tecnología a este nivel, sin intervención extranjera que pudiera limitar nuestro desarrollo, quedando así independizados en este sector. Esto sería todo un impacto tecnológico.

–¿Qué materiales utilizarán para fabricarlo?

–Se utilizarán técnicas nuevas. Su estructura estará hecha con materiales compuestos por fibra de vidrio, resinas y agentes de PVC o poliuretano, que son materia prima nacional derivadas del petróleo. Existen pocos aviones de esta categoría volando 100% con este tipo de estructura y, junto con Brasil, seremos los únicos que estaremos fabricándolos.

También contarán con un sistema de aviónica digital y sistema de recuperación con paracaídas balístico. Esto último se refiere a un mecanismo que es accionado en caso de que el piloto pierda el control del avión, el cual desplegará un paracaídas que va sujeto a la aeronave y hará que el avión llegue a tierra con una velocidad baja vertical, eliminando cualquier posible choque frontal.

Ello permitirá no sólo salvaguardar la vida del piloto sino que también permite recuperar la aeronave, así como evitar posibles daños materiales y pérdidas de vidas en tierra como consecuencia de su caída.

“El motor sí será un ítem importado, inicialmente hemos tenido conversaciones con dos empresas internacionales. Pero cabe la posibilidad de fabricar elementos de esos motores en Venezuela y, si conseguimos concretar esto, tendríamos una aeronave 100% diseñada y fabricada en el país”, afirma.

–¿Esta tecnología es viable a ser desarrollada en el país?

–Sí, motu propio o con ayuda de países de la región como Brasil, que posee una amplia trayectoria en el campo aeroespacial reconocida en todo el mundo.

Con su implementación y desarrollo se garantizará el mejor desempeño y funcionamiento de las aeronaves, teniendo como norma la seguridad y ofreciendo lo más moderno que existe en el mundo de la aviación para nuestro país.

Además, desarrollaremos componentes que no sólo serán para los aviones que fabriquemos sino que serán componentes que podrán ser utilizados por la aviación en general.

–¿Qué combustible utilizarán?

–Tanto de uso aeronáutico como automotriz, aunque también se podrán configurar para utilizar diesel, etílico etanol, combustible ecológico biocombustible, todo en función de la necesidad.

–En cuanto a la industria como tal, ¿cuál es su visión y misión?

–Que llegue a ser la primera empresa en Ciencia y Tecnología Aeronáutica en el país y lidere la producción y comercialización de aviones utilitarios, con el mejor diseño, calidad, eficiencia y precio competitivo a nivel nacional e internacional. Será conocida como Construcciones Aeronáuticas de Venezuela (Caven).

Queremos que sea un proyecto para todos, involucrar a la industria aeronáutica nacional y a las universidades como entes generadores de tecnología, que puedan participar directamente en el desarrollo de procesos y nuevas líneas de investigación.

Democratizar la aviación

Durante la primera fase de ejecución la planta tendría capacidad de generar de 100 a 200 empleos directos y más de 200 indirectos; esto representa cerca de 400 empleos a corto plazo y un potencial de duplicar esa cifra a mediano plazo.

Uno de los aspectos básicos de la industria será la capacitación de su personal. “Lo que se busca es que aquellas personas que formen parte de la empresa estén debidamente formados y adecuados a la industria aeronáutica.

Igualmente, se les quiere con ello inculcar un sentido de pertenencia, afirmó Said Arafat.

–¿Cuándo arrancaría la empresa?

–Podríamos decir que ya arrancamos en cuanto a estudios realizados y la elaboración del maquetaje a escala. Luego de la asignación del fondo y con el apoyo del presidente Nicolás Maduro, tenemos proyectada su ejecución y estar con el primer avión volando a manera de ensayo, en unos 12 meses. En 16 meses (…)La planta estaría fabricando en serie las aeronaves.

El-informe.com / Boletín

Comenta esta Notícia: